Saltar al contenido
Recetas con hojaldre

Las mejores recetas de HOJALDRE DE VERDURAS

Hojaldre de verduras

Conoce las diferentes maneras de preparar hojaldre de verduras. Son unas recetas sanas y muy fáciles de hacer. Consigue soluciones para gente vegana y una multitud de opciones para comer de forma saludable. Aquí encontrarás combinaciones con espinacas, puerros, acelgas, pimientos y una abundancia de opciones que te sorprenderán.

Hojaldre de verduras y vegano

Aquí tienes un listado de las mejores recetas de hojaldre con verduras que puedas encontrar. Encuentra la mejor forma para comer sano y descubre lo sencillas que son de preparar. Échale un vistazo y disfruta.

Otras formas de manipular el hojaldre

¿Por que es bueno las recetas de hojaldre vegetales?

Todos nuestros hojaldres con verduras tienen 3 características que cabe destacar:

  1. Densidad nutricional: Tienen pocas calorías y nos aportan muchos micronutrientes.
  2. Fibra fermentable: Nos ayudan a controlar la saciedad. Si ingieres antes un hojaldre de verduras te quitará el hambre y comerás menos después. Nos refuerzan nuestra salud intestinal.
  3. Polifenoles: Estos son unos compuestos químicos que llevan las plantas para poder liberarse del entorno que les rodea. Se protegen de las radiaciones solares, de la climatización y de los animales. El más habitual son los flavonoides.

En la siguiente tabla tenemos un resumen de las verduras más típicas con su aporte vitamínico y mineral.

Kale Brócoli Espinaca Rúcula Lechuga Romana Lechuga Iceberg
Folato 7% 16% 49% 24% 34% 7%
Vitamina A 308% 12% 188% 47% 174% 10%
Vitamina C 200% 149% 47% 25% 40% 5%
Vitamina K 1.021% 127% 604% 136% 128% 30%
Calcio 14% 5% 10% 16% 3% 2%
Magnesio 8% 5% 20% 12% 3% 2%
Potasio 13% 9% 16% 11% 7% 4%

Sobre las estadísticas anteriores hay que destacar:

  • El Kale (col verde) es el vegetal con mayor densidad en términos nutricionales.
  • Las variaciones son importantes. Alimentos que son de una misma familia pueden tener diferentes aportes nutritivos como son por ejemplo la Lechuga Romana y la Lechuga Iceberg.
  • Es más importante lo que absorbes que lo que comes. Un ejemplo serían las espinacas que contienen mucho calcio pero son difíciles de absorber.
  • No solo son vitaminas y minerales. El brócoli no destaca por su gran valor nutritivo pero contiene unos compuestos que son buenos para la prevención de enfermedades.

Cada vegetal tiene su importancia y lo mejor de todo es tener una variedad para que no nos falte de nada.